aA+
aA-
Grabar en formato PDF
Euskal Herria
V Jornadas Feministas
05/10/2019 | Begoña Zabala

Los días 1, 2 y 3 de noviembre se celebrarán en Durango (Bizkaia) las V Jornadas Feministas de Euskal Herria (EH), con el lema de “Salda badago” (Hay caldo) 1/. Entre guiños al histórico grupo musical Hertzainak y a la recuperación de la resaca fenomenal después de tantos éxitos con las movilizaciones y las huelgas 8-M, el Movimiento Feminista de EH realiza su quinta llamada a jornadas nacionales, desde que por primera vez lo hiciera en diciembre de 1977 en el campus de la universidad, en Leioa. Aparte de los guiños comentados, aquí se quiere decir que hay mucho caldo para todas. Hay mucho saber y experiencia, acumulada y reciente, que se quiere compartir. Además ese caldo suele resultar pócima mágica para los miles de cuerpos, algunos heridos, que se van a encontrar en el recinto Landako.

Hace once años la cita de las IV Jornadas fue en Portugalete –Escuela de Naútica- y las otras tres en la Universidad de Leioa. O sea, un poco más alejadas de los espacios del saber académico, estas jornadas giran hacia un espacio más ruralizado, al lugar donde anualmente, en diciembre, se celebra la feria del libro y del disco vasco. Desde 2008 hasta aquí han cambiado muchas cosas, también en el movimiento feminista y sus retos.

Los ejes del debate

Continuando con una tradición larga en las jornadas feministas, se dividen los temas en ejes, en este caso cinco, para aglutinar las aportaciones en estos cinco apartados y así explicar cuáles son los retos, a grandes rasgos, que tiene el movimiento delante de sí. Realizados de una forma muy consensuada se llega a estos cinco puntos, que funcionan de forma muy inclusiva, de modo que se trata de que ningún grupo se quede fuera y aporte, desde las diferentes estructuras y espacios, lo que tenga a bien. Cada eje se debate en plenario en una mesa redonda, en el espacio más grande para que, en principio, puedan asistir todas las participantes.

El tema que parece que ha suscitado más ganas de participación ha sido el relativo al movimiento: “Observando las entrañas del movimiento feminista”. Dada la cantidad de propuestas que se han recibido se va a articular en una especie de macro-asamblea, con muchas intervenciones desde la mesa y después debate amplio, para seguir en grupos. Será el último día, con lo que se supone que las pilas estarán totalmente cargadas para abordar este inmenso tema. En su planteamiento y en lo que transmiten desde la organización, planean los dos exitosos 8 de marzo últimos, con sus huelgas feministas y las masivas movilizaciones, sin olvidar las dos grandes manifestaciones nacionales que se celebraron: en Iruñea a favor del aborto libre y gratuito, y en Gasteiz contra las violencias machistas: “11 eraso, 12 erantzun. Feministok prest! (11 agresiones, 12 respuestas. Las feministas preparadas). Es buen momento para hacer una reflexión sobre este nuevo movimiento que está apareciendo y que ya está tomando la calle.

El viernes, 1, se debatirán dos ejes en mesas redondas. “Agenda Común para situar la vida en el centro” es un tema que ya lleva largo tiempo instalado en el movimiento feminista y ha dado lugar a nuevas y novedosas aportaciones, así como a incorporaciones de muchas mujeres de militancias y activismos diversos Unas vinculadas al ecofeminismo, otras a la economía feminista, o al decrecimiento, o a situaciones muy precarizadas en las condiciones laborales, y a un montón de temas y grupos que se empiezan a sentir muy identificadas con un feminismo radical, que no sólo pone una vida digna en el centro de sus debates, sino que mira también a quien impide que esto suceda y avanza en propuestas feministas, que son también anticapitalistas, antirracistas, y soberanistas.

El otro eje, para este primer día de debates, acoge el concepto genérico de “Decolonialismo”. A propuesta fundamentalmente de mujeres de grupos racializadas, inmigradas, decolonialistas, de minorías étnicas, que se sitúan en Euskal Herria, se introduce este paraguas temático como un apartado muy amplio que trata de acoger el clásico tema de inmigración, en una explicación más global del fenómeno de la colonización y la situación de las mujeres por ella afectadas, para avanzar en propuestas de decolonización y despatriarcalización. Las feministas de Euskal Herria también se sienten concernidas por la decolonialidad. La participación, además, de muchas mujeres racializadas, inmigradas, de minorías étnicas, se espera importante en estos días, lo cual supone un avance cualitativo en la propia composición.

El sábado, 2, habrá otros dos ejes de debate que, digamos, son un clásico en las jornadas feministas que organiza el movimiento: “Cuerpos y sexualidades” y “Construyendo vidas libres de violencia”. Un repaso a las nuevas formas de violencia y cómo se extienden y propagan por los medios, así como a la estructura institucional encargada de prevenir, juzgar y condenar las violencias, es un punto recurrente en las aportaciones. Además están las violencias históricas, las olvidadas o escondidas, para las que la memoria feminista reclama justicia, pero sobre todo verdad. Se apuesta por entrar en el relato.

Al lado de estas mesas redondas, los temas serán tratados en espacios más pequeños, numéricamente hablando, en formato de taller o debate. Serán coincidentes en el tiempo, un total de quince por eje, por lo que habrá que optar por acudir a uno de ellos. Están en general regados de experiencias interesantes de grupos que quieren trasladar al conjunto del movimiento y dar a conocer para compartir y debatir.

En total, según da cuenta la organización, se han presentado 38 ponencias y 82 talleres, y hay más de 1.300 inscripciones.

Hay también diferentes espacios en los que se puede participar de forma más lúdica, como son las exposiciones, los espectáculos, entre teatrales, musicales y performativos, los documentales o montajes audiovisuales. No falta el mercadillo del sábado, para dar a conocer todas las iniciativas de tantas mujeres que nos ayudan a consumir de forma responsable.

El movimiento feminista organizado se fortalece

Solamente por el hecho particular de celebrar estas jornadas, desde las organizaciones feministas de Euskal Herria, con la participación de más de un centenar de grupos e iniciativas y la asistencia prevista de más de 2000 inscritas, el salto ya está dado. Es sin duda un reto organizativo que está cumpliendo sus pasos puntualmente.

El encuentro de las participantes en este espacio a lo largo de tres días, inundando Landako y Durango de un sinfín de actividades es, sin duda, un elemento importante que llena de energía a todas y colectiviza muchas ansias, deseos y proyectos. La apuesta en este momento es llenar nuestras agendas, pensar en proposiciones, caminar, juntas o no tanto, rompiendo barreras y creando nuevas historias feministas.

Euskal Herriko Mugimendu Feminista ha sido un referente en las últimas movilizaciones. Las asambleas zonales para organizar las huelgas feministas del 8-M han funcionado como elemento catalizador importante. Hay un eco sostenido que está pidiendo elementos organizativos que acojan todas estas nuevas experiencias y movilizaciones. Pero el eco también encuentra apoyo en propuestas de antaño que se mantienen vigentes y fortalecidas.

El último apunte tiene obligadamente que ver con la incorporación absolutamente masiva de chicas jovenas, que no sólo acuden a las convocatorias wasapeadas sino que las organizan por cuenta propia. Como muestra, un significativo botón: este fin de semana se están reuniendo en Lizarra-Estella, más de 400 jóvenas para debatir intensamente de cara a las propias jornadas. Buscando espacios propios colectivos, se sumarán a esta ola imparable feminista, que, una vez más, irrumpe con fuerza en la tarea política.

5/10/2019

Notas:

1/ Amplia información en la página https://www.saldabadagojardunaldiak.eus





Facebook Twitter Telegram RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons