Grabar en formato PDF
Italia
La derecha se hunde, pero continúa la crisis de la izquierda institucional
27/06/2013 | Antonio Moscato

Los pasados días 9 y 10 de junio, en la segunda vuelta de las elecciones, la derecha perdió en 16 de las 21 capitales de provincia. Pero los dirigentes del Partido Demócrata (PD) no deberían alegrarse demasiado rápidamente.

En general, el centro izquierda, a la vez que aumenta su resultado en términos relativos, perdió votos debido a la abstención y los votos blancos o nulos cuya proporción, como media, superó la barrera del 50%. La única excepción es la de la capital. En Roma, Gianni Alemanno, alcalde saliente, fiel de Berlusconi, que utilizó la retórica de su pasado neofascista y militarista, fue derrotado por un outsider: el cirujano Ignazio Marino. Este último es católico pero favorable a los derechos de los homosexuales, afiliado al Partido Demócrata (PD) pero partidario de la colaboración con formaciones más a la izquierda, y ha mantenido buenas relaciones con el Movimiento 5 Estrellas (M5S) de Beppe Grillo. Algunas de su declaraciones han aparecido claramente como polémicas con la política de “amplios acuerdos” practicada por el PD, lo que le ha permitido recoger los votos de numerosos electores de las listas menores.

En numerosas ciudades hasta ahora en manos de la derecha, los candidatos de la izquierda que se han impuesto son miembros del PD que han tomado sus distancias en relación a la línea política adoptada por la dirección de su partido, con símbolos diferentes, o que se han presentado en listas ciudadanas. Por el contrario, allí donde, como en Siena -vieja fortaleza del PCI, donde él solo podía superar el 70% de los votos-, el PD que se ha presentado bajo su símbolo, no ha recogido más que el mínimo. En este caso, se ha impuesto frente a un adversario desconocido, pero que ha podido aprovecharse del escándalo del tercer banco de Italia, Monte dei Paschi di Sienna, desde siempre muy ligado a las élites políticas de la región.

La derecha desautorizada, el M5S en retroceso

El resultado de estas elecciones no representa por tanto una victoria de la colaboración entre el PD y Berlusconi tan querida por el presidente Giorgio Napolitano y el primer ministro Enrico Letta. Esto se explica por el hundimiento del centro-derecha, golpeado más duramente que los demás por el abstencionismo. Por una parte, la actitud de Berlusconi, muy discreto durante esta campaña -esperando así quizá obtener una intervención política contra una magistratura que le persigue por numerosos delitos-, ha dejado a numerosos electores de derecha poco convencidos por el relevo político, favoreciendo así su abstención. Por otra, la vieja base social de la derecha, constituida por pequeños y medianos empresarios, ha sido decepcionada por el abandono, en el marco del acuerdo con el PD, de una promesa electoral central a sus ojos: la de la reducción drástica de la presión fiscal.

Al mismo tiempo ha tenido también lugar la primera vuelta de las elecciones en algunas ciudades sicilianas, que ha confirmado las tendencias registradas en las capitales: un abstencionismo muy fuerte, pero también un retroceso significativo del M5S. El M5S, sin embargo, ha realizado en varias ciudades resultados superiores a los que la izquierda había logrado en el pasado, logrando algunos alcaldes, entre ellos el de Pomezia, una ciudad obrera de 60.000 habitantes cercana a la capital.

20/06/2013

http://www.lcr-lagauche.be/cm/index.php?view=article&id=2928:en-italie-la-droite-secroule-mais-la-crise-de-la-gauche-institutionnelle-continue&option=com_content&Itemid=53

Traducción: Faustino Eguberri para VIENTO SUR



Facebook Twitter RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons