Grabar en formato PDF
Portugal
"El retroceso es, en cualquier caso, una derrota, y yo quiero llamar a las cosas por su nombre"
06/06/2011 | Declaración de Francisco Louça (Bloco de Esquerda)

Francisco Louçã comenzó el discurso de la noche electoral del Bloco de Esquerda afirmando que estas elecciones marcan el inicio de un nuevo ciclo político, que de hecho comenzó ya con la petición de intervención externa, “con el préstamo que hipoteca Portugal en los próximos años”.
Esta intervención impone “condiciones políticas que van a ser discutidas a lo largo de la legislaturas que tenemos por delante”. Estas condiciones configuran un programa económico y financiero que no fue discutido por los portugueses.

El Bloco de Esquerda, afirmó Louçã, se esforzó por llevar a los portugueses el debate de la Seguridad Social, del empleo, de la renegociación de la deuda, pero “encontramos del otro lado un fortísimo muro de silencio”.

Por otro lado, señaló el coordinador del Bloco, el Partido Socialista “se amarró para los próximos años a cumplir estas medidas que agravan los ingresos de los portugueses, perjudican al empleo, disminuyen la economía”. Y destacó que en dos cuestiones esas amenazas son importantísimas para la vida de las personas: “El Código de Trabajo propuesto por el acuerdo de la troika que el gobierno con seguridad pondrá en el punto uno de su agenda”, y que es una “ofensiva anticonstitucional contra los derechos de los trabajadores”. Por otro lado, los ataques a los salarios, a las pensiones, los ataques a la seguridad social, “tienen que encontrar a oponérseles una fuerza, un combate y una determinación que el Bloco de Esquerda no dejará de tener y que serán decisivos para el futuro de la izquierda”, aunque reconociendo que, ante los resultados electorales, este combate es sin duda más difícil.

Pasando a comentar los resultados del Bloco, Louçã reconoció que el partido no alcanzó sus objetivos y asumió su papel como principal responsable por eso. El Bloco obtuvo un resultado electoral al nivel del de 2005 /1, eligiendo ocho diputados. “El retroceso es, en cualquier caso, una derrota, y yo quiero llamar a las cosas por su nombre.” Pero se aprende siempre más con las derrotas, reflexionó el coordinador del Bloco, afirmando que no tiene ningún resentimiento para con los electores que escogieron votar a otros partidos.

Pero el diputado electo por Lisboa afirmó que el Bloco hizo una gran campaña y que demostró que la renegociación de la deuda tiene que comenzar ya, y que el gobierno ahora electo no podrá dejar de hacerlo. Señaló no obstante una diferencia entre los que quieren renegociar para que la deuda continúe a subir cada vez más, y aquellos que quieren proteger los salarios, proteger las pensiones, el Estado Social y el respeto de las personas.

“Incluso en la noche de la derrota, nosotros no estamos vencidos”, garantizó el coordinador del Bloco. “Una izquierda más fuerte, más determinada, capaz de responder por los pensionistas, esa izquierda marca la diferencia”. En los próximos años, esa izquierda va a aprender más y va a luchar. “Es la lucha la que nos hará fuertes”.

1/ [Nota de la Redacción. En las elecciones generales de 2005, el Bloco obtuvo un 6,35% y ocho diputados. En las presidenciales de 2006, obtuvo un 5,32%. En las generales de 2009 obtuvo un 9,8% y 16 diputados. En esta ocasión ha obtenido un 5,2% y ocho diputados].



Facebook Twitter RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons