aA+
aA-
Grabar en formato PDF
Elecciones presidenciales en Estados Unidos
¿Qué significa la victoria de Trump para Medio Oriente?
17/11/2016 | Gilbert Achcar

En materia de política exterior en general, y sobre Medio Oriente en particular, Donald Trump, en tanto que nuevo presidente de los Estados Unidos se destacará como uno de los hombres más imprevisibles en haber ocupado esta posición desde que su país comenzó a desplegar una política imperial en ultramar a finales del siglo XIX.

Durante la campaña electoral, Trump se ha contradicho permanentemente y ha cambiado de posición o de tono sobre numerosas cuestiones. Si, sin embargo, se le juzga por ciertos temas clave que ha repetido a menudo durante el último año, lo que sigue es lo que se puede adivinar en estos momentos sobre la forma en que su presidencia afectará al Medio Oriente.

El pueblo sirio será el primero en sufrir las consecuencias de esta elección. Las puertas de los Estados Unidos serán cerradas ante las personas refugiadas sirias que quieran intentar instalarse allí, con excepción quizás de las cristianas en la medida en que la agitación de Trump contra las personas refugiadas sirias está centrada en el tema de la islamofobia.

A fin de poner fin al flujo de refugiados y refugiadas provenientes de Siria, Trump ha planteado la creación de una “zona de seguridad” en las fronteras del país, en la que las personas desplazadas sirias serían concentradas en vez de ser autorizadas a ir al extranjero como refugiadas. Ha presumido de hacer pagar a los Estados del Golfo por esta operación de la misma forma que pretende que México pagará el muro que tiene intención de construir en la frontera entre los dos países.

Luego, Trump inaugurará una nueva política de amistad y de colaboración con el presidente ruso Vladimir Putin, fundada en un acuerdo con los intereses rusos. En Medio Oriente, esto comprende un reconocimiento del papel de Rusia en Siria como positivo y apoyando al régimen de Bachar al-Assad como representante del mal menor.

Lógicamente, esto implica que los Estados Unidos exijan de sus aliados tradicionales en la región que dejen de apoyar la oposición armada siria. Washington apoyará con Moscú un “gobierno de coalición” sirio que comprenda miembros conciliadores de la “oposición”. Esto podrá abrir la vía a una colaboración de los Estados Unidos con el régimen de Assad en nombre de la “guerra contra el terror”.

Prosiguiendo una política favorecedora de los “hombres fuertes” en el poder, que comparte con Putin, Trump querrá mejorar las relaciones que Washington mantiene tanto con el presidente egipcio Abdel -Fattah el-Sissi como con el presidente turco Recep Tayyip Erdogan.

Podría intentar reparar los platos rotos entre los dos hombres y persuadirles de que unan sus esfuerzos contra un “terrorismo” que aceptará la definición de cada presidente según lo que él considere como terrorismo en su propio país.

En la medida en que Trump está dispuesto a enfrentarse con Irán revocando el acuerdo sobre el tema nuclear negociado por la administración Obama, podría incluso intentar seducir a Arabia Saudita para que se sume a lo que podría aparecer como el triángulo sunita de Ankara, El Cairo y Riad apoyado por Washington.

Es ahí donde reside la principal contradicción de la visión de Trump para el Medio Oriente (mientras que su posición hostil a China es la principal incoherencia de su visión global): superar ésta implica arrastrar tanto a Moscú como al régimen de Assad a una ruptura con Teherán.

En fin, otro “hombre fuerte” de la región cuyas relaciones con Washington mejorarán mucho con una presidencia Trump es Benjamin Netanyahu. Otra víctima directa de la elección de Trump será así el pueblo palestino en la medida en que Netanyahu tendrá las manos más libres para “tratar” con ellos que cualquier otro primer ministro israelí desde Ariel Sharon tras los atentados del 11 de septiembre de 2011.

9/11/2016

Artículo publicado originalmente en inglés en http://www.aljazeera.com/indepth/features/2016/11/trump-victory-middle-east-161107105151822.html

Traducido de la versión publicada en http://www.europe-solidaire.org/spip.php?article39467

Traducción: Faustino Eguberri para VIENTO SUR



Facebook Twitter RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons