aA+
aA-
Grabar en formato PDF

Seísmos en Italia
La tierra no es la única responsable
08/11/2016 | D. Süri

Los seismos de agosto (298 muertes) y octubre de 2016 que nos traen a la memoria la tragedia de Aquila en 2009 (308 muertes) han puesto de manifiesto que este país es, en el Mediterráneo, una teatro predestinado a terremotos regulares. Pero a esta trama geológica, que se conoce bien, vienen a agregarse las decisiones políticas y las actividades económicas que, a menudo, no hacen más que agravar los daños.

El movimiento de fondo que conduce a estos seismos es la elevación de la placa tectónica africana hacia la placa euroasiática, que pone en movimiento microplacas regionales, como la del Tirreo o la del Adriático. En unos millones de años, el centro de Italia habrá desaparecido: una parte se acoplará a los Alpes, otra a los Balcanes y otros bloques formarán islas.

Ahora bien, la inevitabilidad de los terremotos en este contexto no parace estimular la actividad y la capacidad de anticipación de las autoridades políticas italianas, lo que lleva al desánimo y a la amargura como define bien la periodistas Flavia Perina en la web linkestia: "En cierto modo, el terremoto es una fatalidad italiana que conocemos desde hace tiempo […] Ahora bien, ante esta comprobada y confirmada urgenci, estamos desarmados cada vez que se manifiesta; hasta el punto que, tras cada sacudida, resulta inquietante que se repitan una y otra vez los mismos discursos sobre la falta de preparación, la negligencia, el no respeto de las medidas de precaución fijadas por la Ley y dejadas de lado. Lo mismo que leer por enésima vez las mismas estadísticas de geólogos sobre la recurrencia del fenómeno (un terremoto de escala 6 cada quince años más o menos) y las mismas quejas sonbre la indigencia de los fondos destinados a la prevención del riesgo sísmico (que, entre paréntesis, ha caído de 145 millones de euros en 2015 a 44 millones a fecha de hoy)."

La incompetencia del Estado

Una cifra, una sola, permite ver que el Estado italiano no hace nada: los últimos cincuenta años, la Bota se ha visto sacudida por siete seismos. Las intervenciones de urgencia y las reconstrucciones incompletas han alcanzado la suma de 150 mil millones de euros. En sí mismo, todo un sector económico del que algunos se benenfician sin pudor alguno. Y cuando se conoce que la carta sísmica italiana no fue publicada hasta el año 2003 y que su actulización aún no se ha realizado y que, además, la reformas de la Universidad (decreto-ley Gelmini de 2011) han debilitado notablemente la formación de sismólogos y geólogos y la investigación en esos ámbitos, estamos casi obligados a concluir que la incompetencia del Estado en materia de prevención es fruto de una opción política tomada a conciencia.

Perforemos, perforemos, que ya saldrá algo…

Ahora bien, no solo el aparato de Estado aporta su grano de arena a la extensión de las catástrofes naturales en la península. La industria extractiva también aporta lo suyo, como lo muesta un curioso episodio. En mayo de 2012, en el intervalo de pocos días, la región de Emilia-Romaña se vió sacudida por dos terremotos que provocaron 26 muertes y destruyeron miles de viviendas. Ante el enorme enfado de sus habitantes, que sabían que las perforaciones petroleras (campo de Mirandola) estaban cerca del epicentro, el gobierno regional solicitó un informe científico a una comisión internacional presidida por el británico Peter Styles. El informe, de forma prudente, consideró que no se puede excluir la influencia de la explotación petrolífera, que "podría haber contribuido a desencadenar la actividad sísmica en Emilia", porque las operación de perforación "pueden, aportando una pequeña carga suplementaria, haber contribuido a la acividad de un sistema de fallas geológidas ya estresadas y próximas a las condiciones previas a un seismo de semejante importancia". (Inorme Ichese)

Sin embargo, la publicación del informe se demoró. De entrada se publicó en la revista científican norteamericana Science, que hará que el gobierno regional la publique más tarde, si bien con algunas tergiversaciones. No sin que el periodista que hizo público el informe Ichese hiciera mención a presiones que no eran "de origen político-institucional" (es decir, de origen económico). En ese momento, el gobierno de la región -en la que existe 1700 pozos- suspendió la explotación petrolera hasta que que se publicó una nuevo informe solicitado por el ministro de Desarrollo económico, que negaba toda correlación entre el seismo y la explotación petrolera. De ese modo, el acuerdo entre el ministerio, el gobierno regional y la empresa petrolera de julio de 2015 prevé nuevos criterios medioambientales y sismicos para autorizar futuras perforaciones. Como si hubiera alguna duda sobre la inocuidad de la actividad extractiva…

Recordemos que la relación entre terremotos y perforaciones no es un invento. En 2013 el gobierno de Holanda se vio obligado a ralentizar la explotación de los pozos de gas de Scholochteren (provincia de Groningue) a causa de los terremotos que provocaba. Por otra parte, un estudio del Instituto america de Geofísica publicado hace algunos días establece que la extracción petrolera profunda (más de 1 000 metros) podría haber contribuido a cuatro de los cinco principales seismos que conoció California en el siglo pasado.

Desgraciadamente parece que el significativo incremento de los seismos en los Estado americanos en los que continúa la fractura hidraúlica (Oklahoma, Texas, Dakota del Norte, etc.) -que, sobre todo, parece provenir de la práctica consistente en reinyectar el fango de las perforaciones en los antiguos pozos- sigue estando de actualidad.

6/11/2016

D. Süri

Artículo que aparecerá en el próximo número de SolidaritÉs (Suiza).

Traducción: VIENTO SUR





Boletín semanal
Recibe en tu correo electrónico los últimos artículos de nuestra revista digital, así como las novedades y eventos
Agenda
Actos
MADRID. 14 de diciembre de 2017, 19:30h
Madrid. 14 de diciembre 2017. 19.30 h. Poesía en el Bulevar Leerán sus poemas AUILES GARCIA BRITO, ANA PÉREZ CAÑAMARES y ALFREDO PIQUER. Presenta ANTONIO CRESPO MASSIEU Lugar: Casa de Cultura y Participación Ciudadana -C/BRAVO MURILO 37-39- Plaza del Parque Móvil







Facebook Twitter RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons