Grabar en formato PDF

Siria
Escritores, artistas y periodistas sirios denuncian la política americana y rusa
21/09/2016 | Colectivo

[Tras el acuerdo realizado el viernes 9 de septiembre en Ginebra, entre rusos y americanos, que prevé la aplicación de una “tregua” en Siria y una cooperación militar inédita entre las dos potencias, personalidades culturales y periodísticas se movilizan.]

Los y las abajo firmantes, escritores, artistas y periodistas sirios, demócratas y laicos, opuestos desde hace años o decenios al régimen despótico de los Assad y comprometidos en la lucha por la democracia y la justicia en nuestro país, en nuestra región y en el mundo, denunciamos con la mayor firmeza el planteamiento de los asuntos sirios por las dos grandes potencias, los Estados Unidos de América y Rusia. Un planteamiento que consiste en subordinar el combate emancipador de los sirios a una pretendida “guerra contra el terrorismo” que no ha logrado ninguna victoria antiterrorista decisiva pero que ya ha destruido varios países.

Hace tres años, esas dos potencias imperialistas habían firmado un acuerdo indigno sobre las armas químicas en Siria. Este acuerdo correspondía a sus intereses, así como a los de Israel y sobre todo del régimen de Asad que acababa de masacrar a 1466 ciudadanos utilizando ese tipo de armas. No trataba en forma alguna el problema sirio sino que concedía al régimen el derecho a proseguir su obra de muerte, de destrucción y de desplazamiento de la población.

En nombre del terrorismo

Era también un precioso regalo ofrecido a las organizaciones islamistas nihilistas, como Daech y el Frente Al-Nusra. Y resulta que en el momento actual, después de tres años de este mercadeo infame, y tras la muerte de cerca de medio millón de sirios, los americanos y los rusos se ponen de acuerdo en congelar la situación con el falaz pretexto de su interminable guerra contra el terrorismo. Ninguna palabra sobre los innumerables detenidos políticos en Siria en condiciones infernales. Ninguna tampoco sobre las ciudades y barrios asediados. Ninguna sobre la intervención militar de Irán, el Hezbolá libanés y otras milicias proiraníes. Y nada evidentemente sobre las perspectivas de un cambio democrático en Siria.

Las dos potencias parecen incluso contemplar la participación de la aviación del régimen en el bombardeo de ciertas zonas que le habrán designado de común acuerdo. Todo esto no solo denota la ausencia de todo sentido moral entre los dirigentes americanos y rusos sino también la deficiencia política de los dos países más poderosos del mundo. Los acuerdos ruso-americanos nos repugnan y los rechazamos radicalmente. La cólera que nos inspiran se extiende a la propia ONU que, como se ha revelado últimamente, no ha dejado de financiar al régimen de Assad cuando éste proseguía su guerra criminal contra los sirios.

Un sistema ferozmente antidemocrático

Los escritores, artistas y periodistas sirios firmantes de esta declaración consideran que el mundo entero conoce una crisis moral de un tipo nuevo que agudiza los sentimientos de miedo y de odio, y beneficia a los políticos que les explotan y defienden el repliegue identitario.

Constatan que la democracia retrocede en todas partes, dejando su lugar a regímenes de control, coerción y desconfianza. Esto no tiene nada de fatalidad histórica, sino que es la consecuencia de una decisión peligrosa de élites políticas peligrosas que debemos estigmatizar vigorosamente ahora y en cualquier lugar. Siria rota es el símbolo del mundo tal como es. La revolución siria se ha roto contra el muro del sistema mundial y no solo contra el del fascismo assadiano. Este sistema que autoriza a hombres como Obama, Putin y sus ayudantes a decidir a su gusto sobre nuestra suerte, en tanto que individuos, grupos y naciones, sin que hayan sido mandatados por nadie y sin que haya ningún medio de demandarles cuentas, es completa y ferozmente antidemocrático. Es necesario que cambie.

Sin embargo, poca gente parece ser consciente de ello. En general se prefiere, sobre todo en Occidente, esconderse tras consideraciones fatalistas, atribuyendo la profunda crisis moral a la religión o a la cultura (¡cuando no al cambio climático!), lo que no hace más que exacerbar más aún y ocultar la responsablidad aplastante de las élites que tienen el poder, entre ellas la camarilla de Bachar Al Asad. Es preciso que cambie este mundo que ha permitido el saqueo, durante más de cinco años, de uno de los primeros hogares de la civilización humana.

El mundo es hoy una causa siria igual que Siria es una causa mundial. Para la salvación del mundo, para todos nosotros, llamamos a denunciar a esos políticos, a fustigarles como criminales terroristas y nihilistas, de la misma especie que sus adversario islamistas, terroristas y nihilistas.

Manifiesto respaldado por más de 150 firmantes, entre ellos: Sadik Jalal al-Azm, filósofo; Yassin Al-Haj Saleh, escritor; Samar Yazbek, novelista; Mazen Darwish, jurista; Hala Alabdallah, cineasta; Racha Omran, poeta; Burhan Ghalioun, escritor profesor en Paris III; Salam Kawakibi, investigador; Rosa Yassin Hassan, novelista; Hala Mohammad, poeta; Farouk Mardam Bey, editor; Ossama Mohammad, cineasta; Subhi Hadidi, escritor y periodista; Faraj Bayrakdar, poeta; May Skaff, actriz; Fares Hélou, actor; Mohammad al-Attar, director de teatro; Assem Al-Bacha, escultor; Dima Wannous, novelista y periodista; Nouri Jarrah, poeta; Omar Kaddour, novelista y periodista; Rateb Shabo, escritor; Samih Choukaer, músico; Bakr Sidki, periodista; Badreddin Arodaky, escritor y traductor; Jihad Yaziji, economista; Khayri Alzahabi, escritor; Rustum Mahmoud, investigador; Yasser Munif, universitario.

15/09/2016

http://www.liberation.fr/debats/2016/09/15/ecrivains-artistes-et-journalistes-syriens-denoncent-les-politiques-americaine-et-russe_1498309

Traducción: Faustino Eguberri para VIENTO SUR



Facebook Twitter RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons