Grabar en formato PDF

Sanfermines78: gogoan!
8 de julio de 1978-18 de julio de 1936
09/07/2016 | Colectivo

8 de julio, Germán, libertad contra sus balas.
Querían los asesinos matar la aurora anunciada. (Autor: Fertxo Izquierdo. Hilarria)

En el bosque de cemento
pasé un miedo atroz.
Yo era una caperucita roja
y “el Franco” un lobo feroz. (Autora: Gloria Fuertes. Yo era caperucita)

El día 8 de julio se cumplen 38 años de los sucesos de Sanfermines de 1978, el día 18 de julio serán 80 años del golpe de estado fascista. Un hecho no se puede explicar sin el otro. El 18 de julio de 1936 fue el inicio de un genocidio que se extendió durante una larga dictadura y que prosiguió en una falsa transición democrática.

Lo que ocurrió en nuestra ciudad, con las cargas policiales en la plaza de toros con 11 personas heridas de bala y más de 200 contusionadas, continuó en la calle con la muerte de Germán Rodríguez por disparo policial, la ciudad destrozada y las fiestas rotas, la solidaridad con la muerte por la policía en Donostia de Joseba Barandiarán, se coció en la olla podrida de la transición. Una transición que sentó las bases de lo que tenemos hoy.

Ambos acontecimientos también están unidos por una misma consecuencia: la más absoluta impunidad. Treinta y siete años después de aprobada la Constitución existen aún más de 100 000 víctimas del genocidio franquista desaparecidas en fosas comunes, cuyos familiares siguen exigiendo la búsqueda de sus restos así como la verdad, la justicia y la reparación moral para su memoria. En todo el planeta, solo la Camboya que en su día gobernó el dictador Pol Pot supera al reino de España en número de personas desaparecidas. Transcurridos casi 80 años desde el golpe de estado del general Franco, la primera investigación que se ha iniciado sobre los crímenes del franquismo ha debido ser abierta por los jueces de Argentina porque las leyes que se consolidaron durante la Transición impiden realizarla en el Estado español.

Igualmente los graves hechos de Sanfermines de 1978 se saldaron sin ningún culpable, sin ningún castigo y sin ninguna reparación cuando, respecto a ellos, no existe ley de amnistía que se aplique para impedir a los tribunales de justicia el procesamiento de los culpables policiales y políticos. No se han juzgado porque la impunidad es la marca del franquismo y del régimen del 78 que se extiende hasta nuestros días. Basta citar como ejemplos los informes y condenas en materia de torturas realizadas por distintas instituciones internacionales (ONU, Tribunal Europeo de Derechos Humanos…) y los más de cuatro mil casos constatados por el Gobierno Vasco; la llamada Ley Mordaza; las detenciones y multas que se imponen (los últimos casos en nuestra tierra, la sanción económica a un periodista de Ahotsa.info o la carga policial contra la kalejira de Mendillorri).

El esfuerzo constante de muchas personas está consiguiendo que se avance y que poco a poco estemos dando la vuelta a esta situación. Todavía no ha llegado la hora de la verdad, la justicia y la reparación, pero estamos más cerca que nunca. Los crímenes del franquismo y de la transición existieron y nada ni nadie podrá impedir que, tarde o temprano, terminen rindiendo cuentas ante la historia y ante la justicia.

Así de claro.

Uno de los últimos pasos que se ha conseguido ha sido la apertura por parte del Ayuntamiento de Iruñea de una oficina para recabar testimonios de personas que sufrieron los zarpazos de la dictadura y de la represión durante la transición. Desde aquí animamos a todas ellas a que no duden en aparecer por la misma, calle Mercaderes 11, para dejar su testimonio; ello puede contribuir a cimentar el relato de las víctimas y a que en su momento se pueda presentar una querella ante los tribunales de justicia.

Este año la Iniciativa popular Sanfermines78: gogoan! Herri ekimena, ha solicitado al Ayuntamiento de Iruñea que dignifique el lugar donde se encuentra la estela de recuerdo a Germán, colocando una placa que se vea más que la actual y que sirva para dar una información más exacta de lo que ocurrió en el año 1978, señalándose expresamente la autoría policial de la muerte de Germán y su responsabilidad en la criminal agresión padecida por el pueblo de Iruñea en aquellas fiestas. Esperemos que la respuesta de esta corporación mantenga la positiva línea de actuación que hasta ahora ha venido teniendo con este tema.

Entre todas y todos conseguiremos la verdad, justicia y reparación por los sucesos del 8 de julio de 1978.

Firman este artículo las personas componentes de la Iniciativa popular Sanfermines 78: gogoan! Herri ekimena: Xabier Barber, Ramón Contreras, Sabino Cuadra, Xabier Díaz, Miren Egaña, Rubén Marcilla, Fermín Rodríguez, Piru Zabalza, Presen Zubillaga.

8/7/2016



Facebook Twitter RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons